Hace unas semanas te comenté que mi fin de semana había sido potente: el viernes estuve dando el taller de “Mi Paternidad Emocional” y al día siguiente estuve ayudando a la Asociación de Apoyo al Pueblo Sirio a cargar contenedores provistos de ayuda para enviar a Siria.

La mañana comenzó a las 9.00 en la Calle Marroquina, 108 de Madrid, sede de la asociación, para cargar todo el material que se había recogido allí. Después, nos dirigimos a una nave en Arganda, donde se almacena y organiza la solidaridad material que has donado para contribuir a ayudar a la gente que te necesita.

Bomberos Unidos Sin Fronteras también está con Siria

Éramos muchos los voluntarios, aportando nuestro granito de arena para conseguir un mundo mejor, un mundo para la paz que diría María Montessori, sin echar la vista a otro lado y haciéndonos responsables de nuestra parte en este conflicto.

Al poco tiempo, llegó una unidad de la ONG Bomberos Unidos Sin Fronteras, que rápidamente se puso manos a la obra, colaborando con máximo esfuerzo en cargar los contenedores 39, 40 y 41 que salen para Siria.

Bomberos Unidos

La compasión: cuidando al cuidador

Si bien es importante cuidar a las personas que tienen necesidad, es fundamental cuidar al cuidador.

Mientras estaba cargando, yo sentí que además de cuidar/ayudar, estaba siendo cuidado. Todas las personas de la asociación están atentas y pendientes de lo que necesitas,

Y como buenos anfitriones, nos deleitaron con un té, falafel, pastas, zumos,… Aquí os dejo un vídeo para que veáis como se desarrolló la jornada de ayuda.

El gran Ramiro Calle, en su participación en Un Mundo para las Personas, organizado para recaudar fondos para ayudar a Siria, ofreció una conferencia en la que habló de La Compasión, y nos hizo ver a todos los asistentes lo importante que es cuidar de las personas que cuidan.

Os aconsejo que veáis el vídeo de Ramiro, así podréis ahondar en los dos tipos de compasión: la compasión pasiva y la compasión activa. ¡Qué mal entendida está la compasión en este mundo en el que vivimos!

Los niños están sufriendo

Si has llegado hasta aquí, podrás pensar: ¿qué tiene que ver Con Mirada de Niño en esto? ¿No se dedican a realizar conferencias o talleres?

Efectivamente, desde Con Mirada de Niño nos dedicamos a organizar actividades que repercutan en los niños a través de una nueva percepción del adulto hacia el niño. Las actividades son el medio para lograr el fin: un mundo en paz.

La Declaración de los Derechos del Niño es fruto del consenso de los Estados de las Naciones Unidas de que “la humanidad le debe al niño lo mejor que puede ofrecerle”. Todos los países miembros de la UE son miembros de las Naciones Unidas y, por tanto, firmantes de dicha declaración.

Principio 1: “El Niño disfrutará de todos los derechos enunciados en esta Declaración. Estos derechos serán reconocidos a todos los niños sin excepción alguna ni distinción o discriminación por motivos de raza, color, sexo, idioma, religión, opiniones políticas o de otra índole, origen nacional o social, posición económica, nacimiento u otra condición, ya sea del propio niño o de su familia.”

Niño Siria

Esta foto demuestra que no es paz lo que se respira en Siria, y no es felicidad lo que este niño está viviendo.

En el conflicto sirio, muchos niños están sufriendo, muchos sin conocer un país sin guerra.

Si mi hijo mayor de 6 años y medio hubiese nacido en Siria, solo tendría consciencia de la guerra.

Si mi hijo pequeño de 4 años hubiese nacido en Siria, no hubiese conocido la paz.

Y tu hijo, ¿qué habría conocido?


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *